La Visita II…

23 01 2009

negociador-visita2

PREJUICIO…

Opinión previa y tenaz, por lo general desfavorable, acerca de algo que se conoce mal.” DRAE

Por que no visitamos mas y mejor a los deudores?

La visita al deudor es uno de los mejores recursos de que disponemos. 


Si una cartera de créditos a recuperar la asemejamos a un Olivo bien cargado.

Veremos que lo que nos interesa es varear la cartera mediante llamadas y cartas. Pero también puede ser rentable aprovechar aquellas aceitunas que quedaron, manualmente (visitas). Estas ultimas darán cantidad y calidad de aceite.

Para que dejarlas entonces?


Un gran porcentaje de los expedientes de impagados son gestionados mediante el sistema del vareo, repetidamente. Cuando esas aceitunas (deudores) solo caerán una vez recogidas manualmente (ayudado por las visitas).

 

Podemos ver mas aquí:

Visitar al Deudor…

 

 

 





Las cartas…II Como…

16 01 2009

 

cartas-deudores-ii

 

Considerando que el envío de una carta no es igual a efectividad.

Estas son utilizadas habitualmente y conviene conocer los diferentes tipos.

Dividamos las opciones en dos:

 

·       Acreedores

·       Profesionales del cobro


Acreedores

 

Estos en términos generales crearan 3 cartas con el siguiente objetivo, cada una:

 

1.      Informar del impago. (Por si el deudor no lo sabia)

2.      Recordar que tras haber sido informado no ha regularizado la situación y debe hacerlo a la mayor brevedad posible.

3.      Informarle de que si en el plazo de x días (ejem: 7) no a regularizado su saldo pendiente se iniciaran las acciones extrajudiciales o judiciales que originen el pago de su deuda.

 

Estas cartas entre si tendrán un intervalo de tiempo muy corto, para cuanto antes identificar la intención del deudor.

La 1ª. No necesariamente debe ser mediante correo registrado, para obtener prueba de envió y recepción. La 2ª y 3ª si y a ser posible mejor un BuroFax, para que quede constancia del texto enviado.

 

 

Profesionales del cobro

 

La carta contiene un mensaje nítido. El deudor debe sentir respeto por el mensaje y ser informado sobre las consecuencias de no regularizar la deuda. En el caso de no contemplar la posibilidad de una acción judicial no utilizaremos esta información como simple mensaje disuasorio, ya que el deudor comprobara que esto no se produce y perderá el respeto por la deuda. Por el contrario si esta previsto iniciar una acción judicial, conviene informarle sobre las consecuencias de esta. Y darle un plazo para que regularice igualmente su deuda.

 

 

Estructura de la carta

 

Pueden existir muchas formas de crear estas. Un ejemplo seria.

 

1.      Identificación del Acreedor o Profesional del cobro

2.      Identificación del deudor

3.      asunto claro y bien visible

4.      Nos dirigimos a usted para recordarle que nos adeuda… o Como usted bien conoce, nos adeuda la cantidad de…

5.      Derivados de la falta de pago de…(Identificamos el origen de la deuda, con el máximo de detalles lógicos)

6.      Le requerimos el pago de la deuda.

7.      Condiciones de pago, Plazo y Medio (transferencia, cheque, etc.)

8.      Mensaje de despedida. Ejm: Atentamente, Sin otro particular o nada, dependiendo del grado de sobriedad que queramos aplicar.

 

Estos enlaces son muy útiles y lo explican quizás mejor:

 

Reclamación de Impagados por Carta

 

Reclamación de Impagados – Segundas Cartas

 

Porque?

 

Se pueden visitar estos links para conocer algunos aspectos mas sobre la aplicación de la carta.

 

Las cartas…

 

Las Cartas como Herramienta de Recobro





Porque puede decir un deudor que no…?

14 01 2009

 

laberinto-deudor

Para visitar…

Las Diferentes Actitudes del Deudor





Las cartas… I

28 11 2008

 

cartas-deudores

 

Es cierto que facilita la gestión administrativa, pero no contribuye en exceso en el objetivo de recuperar el impago.

Utilizar o no este metodo, puede basarse en dos puntos principales.


  1. El importe a recuperar.
  2. La situación geográfica del deudor.
     

Cuanto menos importe y mas distancia geografica, mas indicado es el envio de una carta.

A partir de determinados valores, debemos entender que con el envío de diversas cartas, lo único que hacemos es darle tiempo al deudor.


  1. Para que se acomode en su situación actual. Y pueda crear su estrategia.
  2. Podemos correr el riesgo de que disminuya su liquidez.
  3. A que originemos un intercambio de cartas que nos aleje una vez mas del cobro.
     

Poco conmueve a un deudor de 50.000 € una carta informandole, sobre lo que el ya conoce.

Es una buena opción pero siempre de la mano del importe a reclamar. De lo contrario, nos alejamos del objetivo.





Método…

18 11 2008

trampa-raton

Es obvio que cada deudor va a requerir una actitud diferente del negociador. Con lo cual la aplicación de un método o regla debe realizarse con bastante cautela. Lo que para unos funciona, para otros no.

Es la astucia, destreza y capacidad para encontrar el punto débil del deudor, lo que determinara si hay éxito o no.

Conocer el origen de la deuda.
Estudiar su documentación.
Información del deudor.
El primer contacto/abordaje.
El mensaje.
La tolerancia o permisividad.
Y como no, el respeto impuesto como característica permanente.
Son algunas de las reglas o acciones que debemos tener presentes.

Pero, los pasos a seguir en una deuda de 5.000 €. Se diferencian de los que se siguen en una de 50.000 €.

Este es uno de los motivos por el cual. Un negociador de pequeños valores podrá aplicar reglas mas genéricas. Pero un negociador de medios/grandes valores deberá tener el llamado factor “X”. 

Creo que generalmente el momento en el que un deudor con un impago de valor medio tiene mayor predisposición a pagar, es el que transcurre desde nuestro primer mensaje directo y nítido, por el cual interpreta que no vale la pena tener un problema activo, hasta nuestro segundo mensaje/contacto.
Ya que según aumenta nuestro numero de intervenciones, al mismo ritmo disminuye el efecto causado en nuestro primer mensaje.
Mantener esta tensión técnica es el “arte del negociador”…